El timbre es un pequeño “párrafo” que se agrega al comprobante fiscal digital (CFD), una vez generado por el contribuyente. Contiene la información más valiosa de todo el documento:


1.        La firma del contribuyente

 

2.     La firma del SAT

 

3.      La fecha exacta de certificación (día, hora, minutos y segundos)


Esto lo convierte en un CFDI, asegurando que sea válido, confiable, legal, seguro e infalsificable. 

Ofrecemos la interpretación y representación del archivo XML v3.0 o XML v3.2 en un formato propio (diseño) de una factura a través de una Interfaz, respetando los campos obligatorios requeridos por el SAT.